Picos de Europa Otras montañas Fauna Flora Gea

Jario por el argao Gonzagre

En la escarpada cara meridional de Jario, destacan tres inclinadas canales: el argao Gonzagre, el argao Ciego y el argao Lluengo. El primero arranca de la vega Lindera (1.390 m), ligeramente por encima de Jocerrato, y alcanza, con su rectilíneo trazado, la fuente Neón (1.740 m). Salva, por tanto, un desnivel de 350 metros, y lo hace en una distancia horizontal de medio kilómetro, lo que supone una pendiente media del 65% o 33 grados.

Jario canalesJario y sus tres canales meridionales. Fotografía tomada desde las inmediaciones del puerto del Pontón.

Sin embargo, el principal problema del argao Gonzagre no radica en su pendiente, sino en la enmarañada vegetación que se ha enseñoreado de algunos de sus tramos, dificultando en extremo la progresión.

Es muy probable que antaño la canal fuera utilizada por algunos pastores para alcanzar los altos pastos de Jario desde Jocerrato, pero hoy no quedan vestigios de senda alguna a lo largo de su trazado, o, al menos, yo no los he encontrado.

Esto significa que quien pretenda recorrerla deberá ir mentalizado para librar una lucha a brazo partido con el escobal y las duras cuestas.

El inicio es el mismo que el de la ruta Jario desde Verrunde, por la horcada de Llabeño.

Desde el túnel de Verrunde (820 m), tiro bosque arriba para alcanzar la senda del Arcediano a la altura de fuente Prieta (950 m, 0,7 km).

Sigo atrochando por el bosque hasta dar con el camino Viejo de Valdeón (975 m, 0,8 km), por el que prosigo. Dejo a mi izquierda un primer invernal, y, al alcanzar un segundo (1.040 m,, 1,4 km), abandono el camino para atajar por un claro que me deja muy cerca de Justiadoso.

Desde la majada (1.130 m, 1,9 km), un sendero pasa por la fuente Resiedas (1.200 m, 2,4 km) y alcanza Jocerrato (1.320 m, 2,7 km).

Argao GonzagreEl argao Gonzagre visto desde la vega Lindera.

Siguiendo la senda, un poco por encima de Jocerrato, se encuentra la vega Lindera (1.360 m, 3 km). Hasta su plácida pradera baja, por el argao Gonzagre, la riega que nace en la fuente Neón.

Argao Gonzagre primer tramo

En mayo, la primera parte del argao se encuentra ocupada por un nevero. Al fondo, la vega Lindera.

Hoy, el primer tramo del argao, hasta el resalte donde se forma una pequeña cascada, se encuentra cubierto por la nieve, algo que, dadas las características del terreno, no sabría decir si es un inconveniente o una ventaja. Me atrevería a afirmar que, con el material adecuado, la nieve es una ventaja; pero, claro, con zapatillas y sin siquiera unos humildes bastones, la cosa no es tan evidente.

Comienzo a subir la canal por la derecha, pero enseguida me paso a la izquierda. Progreso por terreno firme hasta que la vegetación no me deja otra que entrar en el nevero. Utilizando el trípode como piolet (cosa que no recomiendo a nadie) llego hasta la cascada (1.510 m, 3,4 km).

cascada argao GonzagreEl resalte por donde se precipita la riega formando una pequeña cascada.

El resalte me obliga a trepar unos 10 metros (II) a la izquierda de la riega, separándome momentáneamente de ella. Después viene lo más divertido: las gigantescas escobas se han empecinado en no dejarme pasar, y, por más que lo intento, no hay forma de convencerlas de lo contrario.

Sé, porque se ve perfectamente desde la carretera del puerto del Pontón, que este tramo no puede ser muy largo, así que me armo de paciencia y trato de volver al curso del arroyo abriéndome paso a duras penas en el escobal.

Cuando lo consigo, me encuentro en un estrecho y empinado cauce en el que se mezclan el agua, el musgo y la resbaladiza roca mojada. Pero nada puede ser peor que la impenetrable maraña de escobas que medra en los márgenes.

argao gonzagreTramo superior de la canal: libre de vegetación pero muy pendiente.

Poco a poco, mientras trepo por el cauce, la maleza va menguando, hasta que, por fin, el argao Gonzagre se muestra limpio y resplandeciente.

argao gonzagreVista hacia abajo tras superar el escobal. Se ven la vega Lindera (derecha) y Riñoseda (izquierda).

Respiro aliviado y, ahora ya con el único obstáculo de la muy fuerte y lisa pendiente (que no es poco obstáculo), alcanzo la fuente Neón (1.740 m, 3,8 km).

argao gonzagreÚltimos metros del argao Gonzagre, cerca ya de la fuente Neón.

Desde la fuente, las rampas herbosas que conducen a la cima me parecen hoy, después de todo lo pasado, un poco más amables.

Regreso por la Cerra y la horcada Llabeño. Y, por si alguien, a la vista de lo relatado, dudara de mi buen juicio, he de decir en mi descargo que ni por un momento se me pasó por la cabeza descender por el argao Gonzagre.

Distancia (total) 9,4 kilómetros
Ascensión acumulada 1.120 metros

Mapa de la ruta Track
Índice de ascensiones a Jario
site stats