Picos de Europa Otras montañas Fauna Flora Gea

La Torre del Friero (vía normal por el hombro norte)

Erizado de torres y agujas, el Friero ofrece una de sus más bellas estampas cuando se contempla desde el puerto de Pandetrave. Desde aquí, parece una montaña inaccesible, defendida por corredores imposibles y paredes verticales.

FrieroEl valle de Valdeón y la Torre del Friero.

Nada más lejos de la realidad. En verano, su cumbre, probablemente la más visitada del cordal de las Peñas Cifuentes, se alcanza con esfuerzo pero sin dificultad por la vía normal.

La recompensa, además de en el propio camino, se encuentra en su cima, desde donde se divisa una de las panorámicas más sugestivas de Picos.

FrieroLa Torre del Friero.

frieroEl Friero y su entorno desde Cañabedo.

De Cañabedo (1.370 m), a la izquierda del camino al Cabén de Remoña, parte una senda que asciende por la margen derecha del río Piedras Negras.

Vistas del Friero

En los prados del Bañe, enfila al noroeste, cruza el prado del Toro, alcanza el rellano del Tomo Rescaño, vadea el río Urdías (1.480 m, 0,9 km), pasa al lado del chozo de Urdías y gana el collado de Peranieva (1.587 m, 1,4 km), inconfundible por la roca caliza visible desde muy abajo.

Por aquí pasa también la vereda de los Valdeones o senda del Mercadillo. Dando de lado este camino, asciendo directamente entre gorbizos y escobas hacia el Peñón Chico de Chavida. A la izquierda (oeste) de este conspicuo promontorio, en la sillada de la majada Cimera de Chavida, brota una magnífica fuente (1.700 m, 2,2 km).

FrieroDesde la Gabanceda se divisa gran parte del recorrido.

FrieroPanorama desde el collado de Peranieva.

Desde la fuente, subo rumbo al noreste para embocar la ancha canal de Chavida. Pero, antes de acometer su ascenso, para contemplar mejor esta importante vía de entrada a Picos, hago un alto en mi camino y me encaramo al Peñón Chico, abrupto promontorio de subida fácil, aunque algo aérea, por su flanco oriental.

FrieroEl Peñón Chico y la majada Cimera de Chavida.

Enseguida se ve que el enorme pedrero que se acumula en la canal se puede evitar progresando, primero, por la izquierda (oeste), pues, por ahí, la pendiente herbosa llega más arriba, prácticamente hasta el canchal del rellano superior.

A partir del rellano, lo mejor es bordear el pedrero por la derecha, siguiendo las trazas de un sendero.

Una vez remontada la fatigosa canal y alcanzada la collada de Chavida (2.200 m, 3,6 km), el itinerario desciende unos metros por la vertiente opuesta acercándose a las paredes de la Torre del Friero (izquierda, noroeste), para luego subir al lado de ellas por terreno de tierra y piedras sueltas hacia el amplio hombro visible desde la collada.

Las llambrias que anteceden al hombro se pasan también arrimándose a la pared, donde enseguida dan paso a terracillas de piedras que se suben sin problemas.

FrieroAcceso al hombro norte del Friero desde la collada de Chavida.

Bien, hasta aquí ningún problema serio, salvo el esfuerzo que hay que realizar y la (a veces) penosa ascensión por los pulidos pedreros. Sin embargo, quiero hacer una observación a mi juicio importante.

La aproximación desde la collada de Chavida hasta el hombro norte es fácil, pero peligrosa. Al pasar al pie de los enormes paredones verticales de la montaña, estamos a tiro del sinfín de proyectiles que se acumula en sus numerosas terracillas y canales. Cuando las piedras caen aquí (cosa que, antes o después, siempre sucede) se convierten en auténticas balas imposibles de esquivar. El casco resulta, a mi juicio, imprescindible; y la rapidez, absolutamente aconsejable. Desde luego, no se trata de una zona apropiada para ponerse a charlar o a descansar.

FrieroLa Torre del Friero, con el hombro norte a la derecha, desde la Torre del Hoyo de Liordes. Al fondo, el Cornión.

Después del hombro (2.290 m, 4,3 km), viene una trepada fácil y un largo rodeo casi horizontal para subir a la cumbre por la zona occidental de su cara norte. En este rodeo merecen ser destacados dos pasos que, aunque fáciles, pueden resultar amedrentadores.

El primero es una llambria de aspecto impresionante, pero que se pasa bien por la izquierda.

El segundo se encuentra al final de la travesía: un paso muy estrecho con un imponente vacío sobre la canal norte. En la ida se supera utilizando los buenos agarres para las manos del lado izquierdo; en la vuelta, si no se ve muy claro, se pueden apoyar los pies en la grada de hierba que hay un metro más abajo.


En la trepada final a la cumbre, la parte más complicada es la inicial, que consta de dos tramos.

El primero, más fácil, es una especie de pequeña canal que se supera realizando pequeños zigzags, y de la que se sale por la izquierda.

Inmediatamente después, viene el segundo, una corta chimenea no muy pendiente que se puede asegurar desde la parte superior. Es, probablemente, el paso más difícil de la vía (II+). La laja vertical que remata la chimenea puede ser útil para localizarla en la bajada.

En total son, por tanto, cuatro los pasos que requieren atención.

FrieroPuesta de sol sobre la Torre del Friero y Peña Santa.

FrieroPanorámica desde la cumbre de la Torre del Friero.

El resto de la ascensión se desarrolla por una zona pedregosa en la que se entra describiendo una pequeña curva desde la salida de la chimenea. Por ella se llega sin dificultad a la cima norte de la montaña (2.439 m, 4,7 km), de buenas vistas del Cornión y Valdeón, y separada de la cumbre principal (2.443 m, 4,8 km) por una ancha y corta cresta que se recorre andando.

Distancia (solo ida) 4,8 kilómetros
Ascensión acumulada 1.100 metros

Mapa de la ruta Track Wikiloc
Índice de ascensiones al Friero
site stats